Muchas gracias por tu donativo







martes, 18 de septiembre de 2012

Contigo

 
Contigo no puede ser,
conmigo dices que no
y así tú en tu norte
mientras yo vivo en mi sur.
 
Estoy pensando en la casa
que hice para los dos:
tan grande como un armario,
caliente como un ciclón.
 
Tú no quieres ser su dueña,
yo no quiero habitarla
y la casa deshabita
tu ausencia y mi cansancio.
 
--------------