Muchas gracias por tu donativo







miércoles, 4 de febrero de 2015

Caeremos en la misma cama

Yo te quise como quiere el sí quiero:
para siempre de un siempre eterno
y no puedo vaciar el pecho
con el hielo de un desencuentro.

No le pongo fecha a la ida y vuelta
ni un horario fijo al próximo beso.
Prefiero dejar el azar suelto
entre un páramo y lo más desierto.

Volverás como vuelve la pena.
Estaré como está la espera.
Caeremos en la misma cama.
Vendrán los hijos. Llegarán los nietos.

------------------