Muchas gracias por tu donativo







viernes, 8 de mayo de 2009

Del silencio a tus labios

1

Sólo aspiro
a la paz,
al silencio,
hasta odio
el tic tac
de los relojes
por el miedo.

Las campanas,
el canario,
el portazo,
los tacones,
esos pasos...

No aguanto
el ruido
haciendo daño.

Me refugio
en las hojas
que un día
fueron árbol.

No me hablan.
yo les hablo.
Plasmo letras.
Voy pintando
las palabras.


2

Quiera ser
una hoja
como éstas
que terminan
en mis manos,

con pasado
de hija árbol
y futuro
en tus ojos
de pantalla.

La ventana
no sería
una cárcel.

Bajaría
del silencio
a tus labios.

Quedaría
en una rima
pronunciada.

No sería
un temblor
de día santo.


3

Hoy me corre
y me recorre
como un río
la nostalgia.

No resisto el reloj
y me sobra el calendario.

Esa foto que me mira
es mi cara menos años.

Una niña a mi espalda
se me clava de retrato.

De la radio encendida
salen voces que me amargan
el sabor de una manzana.

Yo existo
y no encuentro
hoy mis pasos.


4

En mis manos
se exprime
el bolígrafo
acabado.

Ya lo tengo
suspirando
por el sueño
que no acaba.

Marchará,
tal vez mañana,
olvidando estos dedos,
esta casa,
en su viaje.

He bebido
en su tinta
mis palabras.

Ahora busco
un gemelo
bic que me acompañe.

Ya lo tengo
y araño con las uñas
otro plástico.